El Ministerio de Interior y Policía (MIP) atribuyó el retraso en los pagos a los policías auxiliares a un proceso de reestructuración iniciado por la institución, a fin de que los mismos puedan ofrecer un mejor servicio a la sociedad.

Mediante un comunicado, el Ministerio negó que fueran desvinculados de esa entidad los 300 agentes que prestan servicios como policías auxiliares en zona de bajo riesgo, como se ha publicado recientemente, y explicó que tan pronto concluya ese proceso estos cobrarán sus respectivos salarios.

“La idea del Ministerio es fortalecer la estructura de esos policías que ofrecen un servicio de mucha importancia para todo el país, ya que realizan una labor social y de seguridad en la zona de bajo riesgo como son los parques Independencia, Mirador Sur, Jardín Botánico, Zoológico y otros lugares”, informó la institución en un comunicado de prensa.

Indicó que el programa de reestructuración que realiza el Ministerio, por la Dirección de Recursos Humanos, busca iniciar un proceso de capacitación de esos agentes para que puedan ampliar sus conocimientos y de esa manera brindar una asistencia más acabada a la ciudadanía.

Explicó que cuando se inició el proceso unos 100 policías, de un total de 300, no fueron localizados en los lugares donde deberían estar, razón por la cual Recursos Humanos procedió a llamarlos para fines de identificación.

“Son jóvenes talentosos, capacitados, que estudian en diferentes universidades, y la idea del ministro Jesús Vásquez Martínez es fortalecer esa estructura debido a la importancia que la misma ofrece”, sostuvo la entidad.

Leave a Reply

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com