Algunos hábitos de todos los días pueden derivar en errores que afecten tu higiene y tu salud, en consecuencia. Se trata de prestar atención, observar y cambiar esos pequeños pero concretos hábitos ¡Mira!

¿Sabías qué es perjudicial ducharte demasiado? Sí, aunque parezca contradictorio, los expertos recomiendan no bañarte más de una vez al día cómo regla general. Si te duchas en exceso, tu piel se reseca y se agrieta.

Otro error muy común es no lavarse las manos antes de ir al baño. Es que las bacterias y microbios se encuentran por toda la casa y al llegar al baño uno está en contacto con las partes íntimas y puedes coger una infección. Es tan importante lavarte las manos antes de ir al baño como después.

¡Deberías cambiar tus almohadas y sus fundas periódicamente! En ellas se juntan ácaros del polvo y el moho y pueden producir problemas como la demodicosis y diferentes problemas con la piel.

No deberías pulsar el botón de descarga de tu inodoro con la punta de los dedos, sino con el nudillo o con la parte posterior de tus dedos. Hasta 90 minutos después de apretar el botón, docenas de gotas con bacterias todavía permanecen en la superficie.

Leave a Reply

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com