Un escándalo envuelve a la primera ministra de Finlandia, Sanna Marin, por los pagos con los fondos públicos a los desayunos de los familiares que residen con ella en Kesäranta.

La Oficina del Primer Ministro justificó el gasto con el argumento de que Marin y su familia tienen derecho a utilizar los ingresos estatales para la comida durante su estancia en Kesäranta, la residencia oficial del primer ministro de Finlandia.

En la información publicada por el medio Ilta-Lehti se explicó que, si bien el beneficio se ha ofrecido a todos los primeros ministros anteriores, la familia de Marin ha utilizado el servicio más que cualquier otro residente anterior en Kesäranta.

El medio, el primero en hacer la información, también cuestionó que los recibos de las compras se ocultaron al público para proteger la privacidad de la familia.

Luego se conoció los gastos mensuales para esos beneficios de comida es de 850 euros al mes, no 300 euros como se había informado con anterioridad, cuando no se incluían las comidas frías.

La policía de Helsinki inició una investigación preliminar para determinar si hay motivos para sospechar de funcionarios de mala conducta por los gastos relacionados con los costos del desayuno de la primera ministra

El escándalo llevó a que Marin dijera en Twitter que pagará impuestos sobre el beneficio y que reembolsará el beneficio en su totalidad.

También que corregirá la declaración de impuestos precargada de 2020 de acuerdo con la declaración de la Administración Tributaria.

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com