Los equipos de la pelota invernal de la República Dominicana, Tigres del Licey, Leones del Escogido, Águilas Cibaeñas, Gigantes del Cibao, Estrellas Orientales y Toros del Este, cada año ponen a sus mejores jugadores en el terreno, para llegar a la postemporada y alcanzar la corona.

Pero al igual que sus peloteros, que son las estrellas del espectáculo, también tienen en sus cadenas a narradores con estilos y frases propias, habla popular que llega hasta el fanático tradicional, algunas ellas tan populares y han alcanzado mayor popularidad en la voz del aguilucho, cantante y hoy senador por la provincia Monseñor Noel, (Bonao), Héctor -El Torito- Acosta, que la tiene insertadas en varios de sus merengues.

La popularidad de esas frases está en que reflejan la situación del juego, el momento, creando un ambiente de “cuerda”, entre los fanáticos.

La expresión “Marca país”, nacida en el 2001, acuñada por el veterano Juan Báez en sus narraciones, ha sido de tanta trascendencia, que llegó hasta el área gubernamental.

Con “qué te parece Cuchito”, de Rafael -El Dinámico- Rubí a Mario Álvarez Dugan (Don Cuchito Álvarez), comienza en el béisbol criollo ese estilo de narración, que ha llegado a todos los rincones de la media isla.

“Majaguazo”, “Esto si es difícil Talúa”, Con el agua al cuello, ¿sabrá nadar?; “palomita de maíz”, “Se lo llevaron”, “Le hizo swing y no encontró nada”, “Pelotero o modelo”, ¡Oh mi Dios!, son algunas de las frases utilizadas por los narradores de la pelota dominicana.

Todas ellas reflejan el hablar popular, y han tenido eco en la fanaticada del béisbol criollo, y estarán nuevamente presente cuando se cante ¡Play Ball!, este domingo 15 de noviembre, dando inicio a un recortado torneo 2020-21, retrasado por la pandemia COVID-19.

En el estadio de la Normal, la frase más famosa es la del difundo Felix Acosta Núñez, cuando decía: “Los tres patitos en acción, en la pizarra”, refiriéndose a las dos bolas, dos strikes y dos outs, el mismo Félix acuñó otras: “Ahí vienen los diablos rojos”, refiriéndose a Felipe, Mateo y Jesús Rojas Alou, que bateaban seguido en la alineación de los Leones del Escogido, otra muy parecida fue “Ahí vienen los tanques” y “El cuarto está lleno, lleno, lleno de agua”.

Uno de los más prolíferos y con mayor aceptación en la fanática es Santana Martínez, narrador de las Águilas Cibaeñas, dueño de tres que fueron insertadas en grabaciones merengueras de El Torito.

La más emblemática de Santana Martínez es, Rrrrrrrrrrrrrrrrecojan que ganaron las Águilas y para el doble play, “Un happy hour dos por uno”, “Una brasa”, “Que sazón que tiene orégano”.

Entre frases destacadas de él, están además: “Tiene el agua al cuello, ¿sabrá nadar?, “La puso amarilliiiita”, “Tiene mieo”, “¿Trajo algo?”, “En contabilidad de preprimaria 1, 2 y 3”; ¡Qué gooolpeee!”, “Con una me voy, con dos me quedo”; “Romance con el cielo” y la “La leña tá aquí”, llevada a merengue, himno aguilucho, por El Torito.

Bienvenido Rojas (El Tomate), también hizo su aporte con las frases, “Esto si es difícil Talúa”, “Suéltala González”, Tiembla la pizarra y Tiene el tanque de gasolina en E”; De Papy Pimentel recordamos además de “Majaguazo”, “Que pena debe de dar”, “Anota Flora”, (refiriéndose al ponche), “Ay ay ay, con estas aguilitas”, “Apuntalo (Kevin/Rolling/Luichy)”.

De Franklin Mirabal, “Sabroso” y “Que linda se vez la pizarra azul”; Juan José Rodríguez, “Lluvia de gozo”; de Billy Berroa, “Hay alegría en los predios de Macalé”, “La bola atrás, atrás y la botó”; de Max Reynoso, “Palomita de maíz”, “Difícil, está lanzando curvas del ancho de un barril, “Me lo dijo Adela, que viene en candela”, “Le puso Ica”.

El decano Mendy López acuño entre otras “Chorreando el veneno”; “Ni baja, ni alta, ni adentro, ni afuera, (…) bola dijo el árbitro”, “Liiiiiiindo”, “Tiro el tiro y va rumbo a la cueva hecho pedazo”, “El palo al agua”; “Le tiró a una que estaba para tumbar aviones” y de Roosevelt Comarazamy, “De sastrería”, “Ahí viene el picheo, ya estamos en el camino”, “Este juego es historia”.

Radhamés González, “Tiene dirección, dimensión y estámina”; y Lilín Díaz, “Lo dejó con la carabina al hombro”, “buscando valla, buscando valla, buscando valla, se fueeee la bola”.

Ernesto Kranwinkel hizo popular el “Brilla las Estrellas; de Osvaldo Rodríguez Suncar. ¡Oh mi Dios!, “Miren como gozan los Cocolos”, “Liquidados, ganaron las Estrella”, “Es bueno para dos”, “Y la atrapa”; Johnny Trujillo, bautizado por Rojas como el Dictador del Dial, pegó en el país el “¡Chirrín chirrán!”; “Se lo llevaron” es de Ricky Noboa; “Pelotero o modelo, de Orlando Méndez. “Perdí la conexión con ella”; “Le hizo swing y no encontró nada”, de Guelo Tueni, utilizado por su hijo Michael.

Melvin Bejarán de los Leones del Escogido, acuñó, “La pelota, lejos (…) jonrón”; de Juan Báez, con el bateador en 0-2 “Para él está más oscuro que de noche”, en un batazo con dimensión; “La bola, el left, la bola, el left, la bola, el left, la bola se llevó la cerca”, “Marca país”.

José Antonio Mena: “La bola atrás, atrás, atrás, atrás y se fue”, al narrar un batazo fuera del parque.

Juan Julio Báez, “Le encendieron greca”, cuando el bateador tiene dos strikes y si se poncha, “Se fue a tomar café”, “La bola le dice adiós, cuando hay cuadrangular”, “Va a primera, en primera clase con pasaje gratis”.

Leave a Reply

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com