Suplidores del almuerzo escolar solicitaron este viernes de manera urgente la suspensión de las licitaciones que realiza el Instituto Nacional de Bienestar Estudiantil (Inabie), debido a las supuestas anomalías que presentan.

De acuerdo a la asesora en Micro, Pequeña y Mediana Empresa (Mipymes), Elizabeth Berigüete, los requisitos técnicos, las fórmulas de evaluación y el sistema de puntuación escogido en estas licitaciones son discriminatorios, pues aumentan las barreras de entrada y cierran el paso a nuevos emprendedores.

Según Berigüete más de mil oferentes se quedarán fuera del proceso si las licitaciones continúan en curso tal como están.

“Estamos solicitando suspender las licitaciones en curso para que sean corregidas y reenfocadas las anomalías, a fin de evitar la exclusión de nuevos emprendedores y de las micros y pequeñas empresas que suplen el almuerzo escolar a los estudiantes de los centros educativos públicos”, dijo.

De igual forma, solicitó que los nuevos procesos de compras sean establecidos en una sola licitación, semi presenciales y con establecimientos de los controles requeridos.

Dijo que las anomalías resultan lesivas al sector de las micro, pequeñas y medianas empresas “al no poder vencer las barreras burocráticas, tecnológicas y económicas impuestas en las licitaciones”.

La asesora indicó que con el requisito de disponer de 1.5 millones de pesos o más para invertir “en equipos innecesarios”, se favorecen a los que tienen mayor capacidad para invertir, siendo estas las grandes empresas.

Las licitaciones fueron propuestas para el lunes 25 de abril; sin embargo, Berigüete asegura que no es suficiente, ya que se necesita más tiempo para revisar todo el proceso.

En ese sentido hace un llamado al presidente, Luis Abinader, y al director de Contrataciones Públicas, Carlos Pimentel, para que se hagan eco de este reclamo.

Anomalías en las licitaciones

Berigüete señaló que las nuevas licitaciones se contraponen a las disposiciones de la Constitución, de la Ley 340-06, al Reglamento 543-12, y a las normas vinculantes de Contracciones Públicas y sus propios pliegos de condiciones específicas.

“Siendo más evidente la violación a los principios de eficiencia, igualdad y libre competencia, economía y flexibilidad, equidad, responsabilidad, moralidad y buena fe, de participación y de razonabilidad”, precisó.

Por otro lado, señaló que la complejidad en la configuración escogida por el Inabie al momento de configurar la licitación en su portal “dificulta y vuelve complejo y lento el proceso, que resulta dificultoso y excluyente de muchas Mipymes, sobre todo las que tradicionalmente han subido ellas sus ofertas y no utilizan asesores”.

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com