El Gobierno danés anunció este miércoles que quiere reintroducir el uso obligatorio de mascarillas en interiores y ampliar el requisito de presentar el pasaporte-covid por el aumento del contagio de coronavirus en las últimas semanas.

El ministro de Sanidad danés, Magnus Heunicke, señaló en conferencia de prensa que la epidemia sigue en crecimiento en todo el país y que es necesario aprobar nuevas medidas para frenar la transmisión.

Dinamarca registró en las últimas 24 horas 4,426 nuevos casos, la segunda cifra más alta de toda la pandemia, aunque la ocupación hospitalaria se mantiene en 435 personas, menos de la mitad del máximo alcanzado hace un año.

El Ejecutivo socialdemócrata quiere que a partir del lunes se usen mascarillas en transporte colectivo, tiendas, hospitales y asilos, como era obligatorio hasta que se empezó a eliminarlas en junio pasado.

El pasaporte-COVID, que rige de nuevo desde hace dos semanas, se pedirá también a trabajadores públicos, en peluquerías y en centros de enseñanza superior y secundaria, además de en eventos en interiores de más de cien personas y de 1.000 en exteriores.

Los test PCR tendrán una validez de 72 horas y los de antígenos, de 48, por 96 y 72 horas hasta ahora, respectivamente.

La medida ha sido recomendada por el grupo epidemiológico que asesora al gobierno y deberá ser votada mañana por una comisión parlamentaria, aunque el Ejecutivo socialdemócrata en minoría cuenta en principio con apoyo suficiente de otros partidos para que la propuesta salga adelante.

El Estado danés fue uno de los primeros europeos en eliminar todas las restricciones a principios de septiembre, aunque el Gobierno volvió a considerar sin embargo dos meses después el coronavirus una enfermedad “crítica” para la sociedad y reintrodujo el pasaporte COVID.

El 75,7 % de la población total danesa ha recibido la pauta completa, el 77,4 ha iniciado el proceso y el 11,2 % se ha inoculado con la dosis de refuerzo.

Dinamarca, que al igual que el resto de los países nórdicos no confinó a su población y usó la mascarilla de forma limitada, presenta uno de los índices por mortalidad de COVID-19 más bajos de Europa, con 48,67 muertos por 100.000 habitantes.

Leave a Reply

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com